Los colores de la Semana Santa

Deja un comentario
Blog Blatem decoración, primavera, Semana Santa

Muchos aprovechan estos días festivos para hacer escapadas, pero también los hay que se quedan en casa y emplean este tiempo libre en darle un giro. Bricomanías pendientes y adaptar el hogar a la llegada del buen tiempo suelen ser las principales tareas. Si este es vuestro caso, estad atentos, porque vamos a tratar de inspiraros basándonos en este paréntesis del calendario:

El morado es la tonalidad por excelencia de la Semana Santa, ya que representa la penitencia, ejercicio que los creyentes ponen en práctica especialmente por estas fechas. Lo cierto es que también es una buena opción para la casa: este color ayuda a combatir los miedos, aporta paz y fomenta la espiritualidad. ¿Qué os parece aplicado en un dormitorio o un salón?

Asimismo, esta festividad engloba otras tonalidades. Es el caso del rojo, que simboliza el episodio de la pasión, o el blanco, que significa pureza y resurrección. Coincidiendo con el florecer propio de la primavera, ambos colores pueden encontrarse fácilmente en el entorno, por lo que su uso en casa puede aportar un toque muy natural en consonancia con la estación.

En cuanto a sus propiedades, podemos decir que el blanco total aporta luminosidad y claridad, de manera que es ideal para estancias pequeñas, como puede ser el caso de un baño.

Por el contrario, el rojo es un color a aplicar en bajas dosis debido a su intensidad. Así, la clave de su empleo reside en combinarlo con tonalidades claras para lograr el equilibrio. Entre sus beneficios se encuentra la estimulación de la energía, por lo que la cocina o el estudio son buenos lugares para aplicarlo.

¿Por qué color os decantaríais? :)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*


7 − = 2