La decoración para la vuelta al cole

Deja un comentario
Decoración vuelta al cole - Pinturas Blatem

El ambiente de cualquier espacio que se precie afecta a quienes habitan en él y los centros educativos no son una excepción en este sentido. Muchos padres o profesores no reparan en ello, pero los niños pasan horas y más horas en un mismo entorno cuyo interiorismo puede afectar a su bienestar y rendimiento académico. A continuación tenéis algunos consejos básicos para hacer que las aulas escolares sean agradables y acogedoras para los estudiantes:

- En lo que a colores se refiere, a diferencia de los hogares, el blanco no es un buen aliado para paredes o suelos en este contexto, pues puede ocasionar molestos reflejos. Por su parte, el azul o el verde en versiones claras son tonos recomendados, ya que inspiran tranquilidad y fomentan la concentración. Por otro lado, la gama cálida – como el rojo, naranja o amarillo – es aconsejable en pequeñas dosis, de manera que puedan estimular la creatividad y actividad cerebral, pero no servir como distracción.

- Como no podía ser de otra manera, la iluminación es uno de los factores más importantes. Aquí sí, del mismo modo que en casa, hay que aprovechar las fuentes naturales al máximo. Asimismo, nunca se deben disponer los pupitres frente o contra las ventanas. Por último, recordad que la intensidad de los focos artificiales ha de adaptarse al tamaño de la clase y que su orientación ha de ser lateral sobre las mesas.

- Un recurso tan habitual como positivo es que los propios alumnos participen en la decoración. Bien empleando sus trabajos artísticos como complementos, bien facilitando su intervención directa mediante tableros de corcho, superficies imantadas o pinturas creativas. Asimismo, se pueden promover manualidades basadas en el reciclaje que no solo sirvan para personalizar el aula, sino para inculcar buenas prácticas por un mundo más sostenible.

¿Sugerencias? :)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*


− 1 = 1